La Reserva Marina de El Hierro cumple 20 años

167

La protección de la biodiversidad marina va de la mano de la práctica de una pesca sostenible

La Reserva Marina de la Punta de la Restinga – Mar de las Calmas, en la isla de El Hierro, acaba de cumplir 20 años de existencia, convirtiéndose este espacio a lo largo de este período de protección en un lugar de referencia para conocer la excepcional biodiversidad de especies marinas en Canarias, a la vez que es un modelo de sostenibilidad pesquera.

La Reserva Marina de la Punta de la Restinga – Mar de las Calmas tiene una extensión de 1.180 hectáreas ubicadas en el sector suroccidental de la isla del Meridiano, que es conocida internacionalmente por la calidad de sus fondos marinos. Su ubicación, al resguardo de los vientos y corrientes dominantes, permite el ejercicio continuado de la pesca, una de las causas que llevó a su protección. Se trata de una zona rica en especies de interés pesquero, como la vieja, cabrillas, gallos, meros, abades y distintas morenas. También destaca la presencia de túnidos como el bonito, el listado, el rabil y el barritole.

La Reserva Marina de la isla de El Hierro alberga además especies protegidas como el tamboril espinoso y la langosta herreña. También destaca la presencia de langostas, corales negro y amarillo, camarones, anémonas y esponjas, entre otros.

Cabe destacar además que esta reserva se creó a petición del sector pesquero, una vez confirmada la conveniencia de proteger las aguas y fondos de la zona por los informes de la Universidad de la Laguna y del Instituto Español de Oceanografía.

Sus fondos son rocosos y abruptos, con veriles, cuevas, túneles y bajones, destacando el Bajón y la Punta de los Saltos. La cobertura vegetal que puede llegar hasta los 70 metros de profundidad es muy densa, predominando las algas calcáreas y pardas. Las aguas de la Reserva son visitadas por especies de alta mar como el tiburón ballena (Rhincodon typus) y la manta diablo (Manta birostris). Además se pueden observar a menudo tortugas marinas y delfines.